14

abr

Las frases que mejor definen a Chicote

descarga (1)

‘La Tana’, ‘El Da Vinci’, ‘El gusto es nuestro’, ‘El último Agave’,  ‘El Castro de Lugo’, el ‘Opila’ y ‘La Reina del Arenal’,  el ‘Osaka’, el ‘Sagar’, ‘La Ermita’, ‘El Bodegón’ y ‘El Pozo Viejo’ son los restaurantes que Alberto Chicote ha conseguido sacar hacia delante. No sólo les ha rescatado de la quiebra, también los ha convertido en locales de éxito, como lo están siendo las frases utilizadas en cada uno de los negocios.

Chicote en ‘La Tana’Alberto Chicote se traslada a Pinto, para reflotar el restaurante ‘La Tana’. Un negocio que no pasa por su mejor época, donde Alfredo y Fátima, los propietarios, ya no saben que hacer. Como medida desesperada, acuden al codiciado chef. Una tarea nada fácil debido a la actitud de Alfredo, que acaba tirando la toalla. Sin embargo, la constancia de Fátima y de Claudia, la cocinera, y la perseverancia de Chicote, harán que finalmente el dueño coja el toro por los cuernos y el nuevo y renovado local, sea todo un éxito.

Chicote en ‘El Da Vinci’
‘El Da Vinci’ es el restaurante que Alberto Chicote visita en Alicante, para intentar que vuelva a ser un punto de referencia y de lujo en la zona. Un negocio fundado hace 12 años por Rafa Soler y que le proporcionó éxito dinero y reconocimiento como chef. Sin embargo, su mala vida le está haciendo perder su negocio y su familia. El codiciado cocinero se encuentra algo más que un local en malas condiciones: un propietario al que le pierde su actitud. Poco a poco, Chicote le hará recuperar la ilusión y su vida, inaugurando ‘El Nuevo Da Vinci’.

Chicote en ‘El gusto es nuestro’
El chef no sabía lo que se iba a encontrar al llegar a Vallecas, concretamente a ‘El gusto es nuestro’. Un restaurante que “parece el coño de la Bernarda” y donde la falta de orden y disciplina ha hecho que el negocio esté a punto de cerrar sus puertas. La actitud blanda de Lolo, el dueño, y algunos de los trabajadores como Yoli, hace que Alberto Chicote pierda los papeles en más de una ocasión. A pesar de todo, conseguirá llenar el local y convertirlo en el centro de la zona.

Chicote en ‘El último Agave’
Alberto Chicote se traslada a Barcelona donde se encuentra ‘El último Agave’. Un restaurante de cocina tradicional mexicana, bajo la dirección de RobertoCristina ySergio que son el principal problema del negocio y los que levantan dolor de cabeza al chef.  El mal ambiente y la falta de entendimiento entre ellos han llevado al negocio al borde de la quiebra.  Y es que este sitio “es un circo de cojones”.

Chicote en ‘El Castro de Lugo’
En el norte de Madrid, en Tetuán, se encuentra ‘El Castro de Lugo’, un restaurante de comida tradicional, donde los problemas no solo son la cocina, los trabajadores o la deuda que tiene el negocio. La mayor preocupación de Alberto Chicote es la higiene del local. Una suciedad que le provoca tanto asco al chef, que acaba devolviendo. Sin embargo, la fe de la cocinera y la poca mano dura de Óscar, el dueño, le costará más de un quebradero de cabeza.

Chicote en el ‘Domine Cabra’
En pleno barrio de las letras, en Huertas, Alberto Chicote se enfrenta a un nuevo reto: modernizar y salvar el ‘Domine Cabra’. Un restaurante que abrió Fernando hace tres décadas y que cede a sus dos hijos, tras su enfermedad. El chef se enfrentará a la inconsciencia de Xinto y Alba, y a Mohamed, el cocinero, con el que tienen más de un problema. Al final, cogerán ‘el toro por los cuernos’ y los dos jóvenes sacarán el negocio adelante.

Chicote en el ‘Opila’ y ‘La Reina del Arenal’
En el Casco Viejo de Bilbao, junto a la Ría, se encuentran el ‘Opila’ y ‘La Reina del Arenal’, un restaurante y una taberna que llevan juntos Alex Armand. El chef viaja hasta allí, para enfrentarse con algo más que un negocio en ruinas. Hará frente a una cocinera desafiante, a la apatía de un dueño sin ganas y sin carácter y a la actitud dispersa de un socio que no quiere aceptar la realidad. Algo que lleva a Alberto Chicote al límite de su paciencia pero que finalmente sacará adelante con el cambio de actitud deEstrella y de los dos propietarios.

El chef en el ‘Osaka’
Alberto Chicote
 se traslada hasta Ronda, Málaga, para salvar el ‘Osaka’. Un restaurante japonés, donde su joven dueño Ángel Pan, no sabe qué no funciona. Sus hermanasSara y María y también Ana, su madre, ayudan en el negocio. Sin embargo, la soberbia e inmadurez del varón está llevando el local a la ruina. El chef no lo tendrá fácil, ya que no le toman en serio y tendrá que luchar no sólo con la comida, sino con el dueño y sus empleados.

Alberto Chicote en el ‘Sagar’
En el barrio de Salamanca, se encuentra el ‘Sagar’, un hindú con aspiraciones de gran restaurante. Hasta allí, llega Alberto Chicote para ayudar a Jay y Kumar, unos inexpertos propietarios, dirigidos por sus propios empleados. El chef tendrá que romper con la dictadura de Babú y Amrik, los cocineros, y dar un aire nuevo al local para que realmente parezca que se está comiendo en la India.

Chicote en ‘La Ermita’
La carretera de Colmenar es un lugar de paso para cientos de viajeros. Allí se encuentra ‘La Ermita’, un asador que está condenado al fracaso por las continuas diferencias de sus tres socios CarlosMarta y Susana, y  que requiere la ayuda de Chicote. Un reto para el chef que  tendrá que sufrir el caos de una cocina desatendida, un comedor al que llegan los platos confundidos y los nervios de un propietario que sólo sabe poner excusas y echar la culpa a los demás.

El chef en ‘El Bodegón’
En Guadalajara se encuentra ‘El Bodegón’, un restaurante taurino dirigido por Abraham yAna, su mujer. El negocio, tras 9 años abierto al público, comienza a tener problemas económicos. Sin embargo, cuando Alberto Chicote llega, no es a lo único que se enfrenta. El carácter autoritario del dueño, hace que el trabajo en la cocina sea imposible y los choques con el personal y con el chef sean continuos. Con una buena repartición de tareas y mucha paciencia, el local reflota, gracias a los consejos del cocinero de ‘Pesadilla en la cocina’.

‘El Pozo Viejo’
Alberto Chicote se traslada a la Costa del Sol, donde se encuentra ‘El Pozo Viejo’. Un restaurante regentado por Carmen, la propietaria; Manolo, el cocinero; y Fina, la camarera. Tres pilares que ya hundieron el ‘Sebastian’s’, un salón de bodas y comuniones que cerró hace 6 meses. Ahora, en el nuevo negocio, necesitan la ayuda del chef ya que desde la apertura tienen pérdidas. Chicote aconseja al cocinero y hacer despertar a una dueña que “se considera empresaria por encima de todo”. Una tarea nada fácil, con la que la primera temporada de ‘Pesadilla en la cocina’ echa el cierre.

 

Fuente de la información: http://www.lasexta.com/programas/pesadilla-en-la-cocina/programa/frases-que-mejor-definen-chicote_2012111300276.html

By admin|Noticias|0 comment

Comments are closed.